Días de muchos colores

Me gusta cuando hay algo de variedad en la rutina. ¡Ojo, dije algo! Tampoco quiero un día blanco y otro completamente negro, pero es lindo alguna variación, un pequeño cambio, algo de flexibilidad. Estos últimos días han sido así. Hoy Salvi no tuvo jardín, se levantó un poco más tarde, y entonces a la siesta no tenía mucho sueño. Pero como podíamos estirarnos porque su fono tampoco venía hoy, le di permiso para dormirse tarde (casi a las 5), le hice media hora de ABR y arriba!! Ahora estamos a punto de terminar con todos los ejercicios de hoy, eligiendo si antes preparo algo para cenar, o lo baño, ahora que ya puse el lavarropas a funcionar y Agus no tiene tarea. En fin, un día con horarios corridos pero redondito igual. El viernes pasado tuvimos visita al neurólogo. Más que nada por un trámite burocrático que hago por la obra social. Cada 6 meses el médico me llena una planilla detallando la medicación que toma, y así no tengo que ir cada vez que necesito la receta para comprar el remedio en la farmacia, en la obra social se encargan de emitir las recetas. Aprovechando que ya nos tocaba hacer este trámite, de paso lo llevé para que lo viera. Y, como todas las últimas veces, al neurólogo se le va más tiempo en preguntarme sobre ABR, que en examinar a Salvi, ja, ja! Cada vez está más interesado... De paso le consulté porque hay días que al enano le cuesta conciliar el sueño. No es que no duerma bien, en realidad es sólo quedarse dormido lo que le cuesta, una vez que lo logra, duerme muy bien. Me preguntó muy a fondo cada detalle, y concluimos en ajustar las horas de sueño, para que no sean tantas, reforzar la rutina de ir bajando los decibeles de actividad al llegar la tardecita, y agregar un baño calentito justo antes de ir a la cama. Y, antes que agregar otra medicación, preferimos agregar un té de tilo en la noche (¿se lo podré hacer tomar???) Hasta ahora no probé, en realidad ha estado durmiendo muy bien. Y estoy feliz de no tener que tocar el tema medicación. Amén. Al día siguiente de la visita al neurólogo, Agustín hizo algunas líneas de fiebre. Estuve esperando que apareciera algo más, pero nada, así que tuvimos que ir a la guardia del hospital, donde nos atendieron muy bien, y la doctora diagnóstico presencia de un virus, el cual sólo molestó por un día, y todo vuelta a la normalidad. El resto del fin de semana descansamos un poco, dormimos y comimos de más...y ahora ya estamos de vuelta cada uno a sus actividades. Espero que sigamos así, con buen tiempo y días de muchos colores, pero colores lindos, eh!!!

Comentarios

  1. que lindo post Ale! relajado, distendido, jaja me transmitiste tranquilidad! Me alegro que todo ande tan bien por alli. Te cuento que nosotros logramos que Ani concilie el sueño sin guerrear tanto despues que empezamos ABR, nosotros hacemos la ultima de las sesiones bien tarde, tipo 20,30 o 21hs. por lo general era abdomen (ahora ya no porque se lo dejamos a la maquina) o torax pelota. Te cuento por si queres probar. Ani desde hace 10 meses duerme como un angel, es mas, ya prefiere ir a su camita a dormir (por supuesto hay que "ayudarla"jaja) besitos. Suerte!
    Silvia
    mama de Anita

    ResponderEliminar
  2. Han probado melatonina para conciliar el sueño?? despues de 5 años de Brunito demorando horas en quedarse dormido, la usamos ahora y ha sido la solución. En dosis de 3mg antes de acostarse.

    ResponderEliminar
  3. Gracias Pili! Ni siquiera empecé con el tilo, y esta semana ha sido especialmente descontrolada. sí o sí tengo que hacer algo :)

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Pañales ecológicos. Informe 1

Evaluación con Leonid Blyum

ABR en Chile