Un control olvidable, una reunión memorable

Si, hemos tenido visitas al pediatra mucho más memorables que esta.
Por empezar, el enano, como para sacarle el jugo a la consulta, empezó el día anterior con tos. Y a la madrugada del martes, fiebre. Bueno, en realidad, no llegó a fiebre, ni a febrícula. Cuando lo sentí calentito, le medí 37.2, pero ni pensar en esperar a que le subiera más. Lo levanté y le dí el antifebril y una dosis extra del anticonvulsivo. Me dejó un poco tranquila que cuando le fui a dar agua para tomar, se me cayó el vaso y el muy atorrante se mataba de risa. De todo modos, ya no volví a dormirme, controlándolo. No estuvo muy desmejorado en el día, con algunas líneas de fiebre, estornudos y tos.
Resultado, cuando el médico lo revisó le encontró muy fea la garganta, así que nos vinimos con un combo de medicamentos, tanto para la faringitis en curso, como para la sinusitis que sospechamos que arrastra desde hace un tiempo, y que no pudimos confirmar con RX porque nunca logramos que se quedara quieto para tomársela, tan bonito se porta!!!!
Hoy ya no tuvo fiebre, sólo algo de tos, no demasiada.
Y confirmado, no subió nada de peso, y sólo creció 1 cm, lo que nos esperábamos.
Lo bueno es que el pediatra lo sigue encontrando muy bien en cuanto a su postura sentado, y la disminución de la espasticidad en miembros inferiores.
A la salida del doc, nos escapamos al cierre de actividades del jardín, con pesebre viviente y todo. Como siempre es emocionante estar en cada actividad del jardín, respirar inclusión, olvidar barreras y diferencias. Nadie distingue quien es capaz de qué, todos valoran lo que el otro puede, no ponen el acento en lo que no. Estuvo hermoso. Salvi, aún decaído y todo, no puso ni un pero a estar en el jardín, apenas llegamos se instaló en los brazos de su seño a mirar la representación del pesebre, bien custodiado por sus compañeritas, amorosas siempre.
Para hacerlo cortito, perlitas de un rato maravilloso:
  • Se entregaron diplomas a los niños que terminaron sala de 5, y a personas que colaboran con la labor diaria del jardín, de alguna u otra forma. El papá premiado? Tarán, tarán!!! El papá de Salvi!!!! Aunque él siga opinando que no lo merece, la gente del jardín encontró esta forma de agradecerle que sea un papá que está siempre, para lo que sea, así que ¡¡¡FELICITACIONES PAPI!!!! (y gracias Jardín!!!)
  • En la ceremonia de premiación se mencionó que uno de los jóvenes que trabaja en el jardín fue premiado como Joven Destacado por la Municipalidad de Godoy Cruz. ¡¡¡¡FELICITACIONES MARTIN!!!!!
  • Una terapeuta que yo no conocía, y que trabaja en el turno tarde, por lo que ve a Salvi sólo de vez en cuando, lo estuvo felicitando por lo bien que se veía sentado, y eso que estaba decaído!!!!!
  • Esta es la mejor de todas:

El acto ya había terminado, los chicos estaban tomando heladitos, mientras se iban retirando. Yo estaba con Salvi, él sentado en el cochecito, mientras charlabámos con su compañerita Guadalupe, la que siempre está junto a él. Y la belleza esa me dice:

-El Salvi es tuyo y mío, sabés?

-Tuyo y mío, me parece bien-le digo (me la quiero comer). ¿Querés que yo lo cuide cuando está en casa, y vos en el jardín?

-¡Dale! (Insisto, me la quiero comer)

Comentarios

Entradas populares de este blog

Pañales ecológicos. Informe 1

Evaluación con Leonid Blyum

ABR en Chile