Juegos inclusivos en Parque O'Higgins

Tal como había prometido, y con muchas ganas ya de cumplir, hoy al fin conocimos los nuevos juevos integradores en el Parque O'Higgins, y la remodelación del Acuario Municipal de Mendoza.
No voy a decir demasiado, voy a dejar que hablen las imágenes. Creo que es un paseo perfecto para toda la familia, tiene todo lo que hay que tener: accesibilidad, transitabilidad y uso para todos. Espero que las instalaciones duren mucho en el excelente estado que están hoy, para que seamos muchos los beneficiados por la integración.

Hamacas para todos:
Distintos modelos, para que cada uno encuentre el que más le conviene:


Tambores coloridos para hacer música mientras paseamos:



Música de xilófono, a una altura adecuada para las sillas de ruedas:


Hamaca para subir con silla de ruedas o cochecito:

(Y la idea es tan sencilla!!!! Atención intendencias, uniones vecinales, padrinos de plazas y paseos públicos, ni siquiera es más costosa que las hamacas comunes, y puede proporcionar tanto entretenimiento!!!! ¿Por qué no copiar la idea, para que haya al menos una en cada plaza? ¿Cuántos habilidosos obreros municipales estarían orgullosos de construirlas?)
En el mismo parque, un circuito de educación vial, para practicar reglas de tránsito:


Calesita con lugar para silla de ruedas:



Nuestro top model probando los tambores:

... y el volante:

Vista general de los juegos:


Cartelería atractiva y sencilla sobre sistema braille y lenguaje de señas:
El Acuario remodelado.
En el mismo espacio del parque se encuentra el Acuario. La persona con discapacidad y un acompañante no pagan entrada. Todo el recorrido es accesible, con esta plataforma para el desnivel principal:





Y así toda la familia puede visitar la nueva casa del famoso tortugo Jorge:

Y de muchos otros peces y reptiles:


Inclusive, se puede llegar fácilmente hasta la terraza, para ver a los yacarés:


En estos días, cierto sector de la sociedad mendocina ha estado haciendo gala de la más desconsiderada mirada hacia la discapacidad, con argumentos tan flojos que no pueden esconder el más cerrado egoísmo.
 El paseo de hoy, me muestra lo que más quisiera que se contagie y difunda: que la persona con discapacidad es tan valiosa a la sociedad como cualquiera, y por tanto merece compartir cada espacio y cada ámbito con el resto de todos. Sólo así nos beneficiamos con su aporte. Si no facilitamos a las personas con discapacidad su acceso a la salud, la educación o el esparcimiento, las necesidades básicas, cómo podemos esperar que sus potencialidades lleguen a su máximo desarrollo, cómo podremos saber cuánto hay en esta persona que pueda compartir con  los demás?
Los que convivimos con la discapacidad ya lo sabemos: esta experiencia nos ha hecho crecer, nos enriqueció, nos hizo mejores personas, mejores padres, mejores tíos, abuelos o amigos. El resto debe darse esa oportunidad de crecer y mejorar, y la única forma es integrando, incluyendo, aceptando, facilitando.
Así es como me gusta ver a mis hijos, así es como quiero ver a la sociedad:





Jugando JUNTOS

Comentarios

  1. También vimos juegos inclusivos en Chascomús, justo en frente de la laguna!!! Saludos.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Pañales ecológicos. Informe 1

Evaluación con Leonid Blyum

ABR en Chile