17/9/11

Despedir el invierno (Parte I)

¡Al fin, al fin, se va terminando el invierno! Cuando era chica me daba lo mismo cualquier estación, ahora, con los chicos, no quiero saber nada del invierno, no me gusta cuando se viene acercando, quiero que pase rápido y termine pronto. Siempre se enferman, Salvi no sube nada de peso, la epilepsia siempre nos da algún susto de más, en fin, es desagradable.
Pero siempre hay cosas buenas, aún dentro del invierno. En las fotos comparto algunas de ellas.
Agustín se animó a tomarse 15 días de vacaciones en la casa de sus abuelos, a 400 km de nosotros, con mucha más actividad al aire libre y juegos de "nuestra época": armar cosas con maderas y clavos, pescar, llenarse de tierra, ensuciarse feliz.
Salvi fue por primera vez al cine, y le encantó.



En el próximo post, las señales de que la primavera llegó.

2 comentarios:

  1. ¡¡Bienvenida la Primavera!!! Divino Salvi, besos y abrazos a la familia.

    ResponderEliminar
  2. Tienes toda la razón, al igual que vos, me encantaba la lluvia y los climas fríos, después de mis enanas, ya no me parece, odio la lluvia y la humedad...:(

    Agustín debe haberla pasado genial, se está haciendo grande, verdad??? :)

    Un abrazo...

    ResponderEliminar