4/2/09

Pequeños contratiempos

Yo quiero establecer la rutina y ella no se deja!!!!
Sé que hay días que no voy a poder con todo, por eso los días que se puede está bueno hacer minutos de más, para ir teniendo una reserva.
Ayer fue uno de esos días en que todo se complica.
Desde que volvimos de Buenos Aires que no me sentía muy bien. Desde chica tengo alergias que se manifiestan con broncoespasmos, algo de tos y otros etcéteras. Traté de no darle mucha importancia, pero después de una semana de esfuerzos en cada inspiración, el broncodilatador siempre a mano y un creciente dolor en todo el tórax; ayer, por fin, el malestar empezó a ceder. Por supuesto que hay que sumarle toda la tensión de la nueva terapia y su puesta en marcha, más la vuelta al trabajo. El tema es que al sentirme mejor...me dormí TODO. No pude hacerle los ejercicios ni a la siesta, ni a la noche, porque simplemente estaba rendida.
Por un lado me sentí muy culpable conmigo misma, pero físicamente me hacía mucha falta.
Hoy ya me levanté muy bien y hemos hecho casi todas las horas que queríamos (me faltan 30 minutos que le haré ahora al acostarme), además de otras cosas como meternos un ratito a la pileta, jugar, un par de compras, comida sana, etc.
Como para tener en cuenta que se hace lo que se puede, y teniendo como límite la propia salud, porque si no, todo se viene abajo.

5 comentarios:

  1. No te sientas culpable Alejandra, creo que uno de los pilares del buen funcionamiento y cumplimiento en la familia es que uno de mamá se sienta bien...y cuando es necesario hay que hacer un alto para descansar...ya vendrán días en los que podrán avanzar más y recuperar el tiempo, y si no es asi, recuerda que cada minuto es valiosísimo para Salvi...

    Un abrazo...

    ResponderEliminar
  2. Pues nada Alejandra, que has hecho lo correcto, el cuerpo pidio el descanso y se lo diste, ya sabemos que si no estas bien lo demas estara cojeando. Yo siento que somos muy exigentes con aquello de cumplir las metas para nuestros niños y la culpa nos persigue si no las cumplimos, ahora a olvidarse de ella y a seguir con buen animo para lo que viene

    ResponderEliminar
  3. La gracia de ABR es que las culpas las puedes guardar en un cajón... No pasa nada si un día, una semana o un mes no puedes hacer terapia! Es más humano, descansar está permitido!!!!

    Sí debo decir de puro 'metiche' que soy, que ese es justamente el problema que le veo yo a organizar los ejercicios en los momentos en que el niño duerme... Uno sacrifica el descanso propio! Ojalá pudieras hacer cada día más minutos durante el día, aunque Salvi es bastante más inquieto que nuestros niños jijiji

    Espero que hoy estén todos bien y tú estés recuperada completamente!

    ResponderEliminar
  4. Pués mas bien creo que deberías descansar cuando te lo pida el cuerpo, de esta manera lo inicias mejor, y creo que no pasa nada por las pausas, en fin, el hacerlo mal a gusto, lo mismo lo transmites a Salvi y tu y el terminan haciendoles rechazo a la terapia, creo debe ser con algo de armonía conjunta.
    besitos
    kenia

    ResponderEliminar
  5. Ale
    A todos nos ha pasado que tenemos que ir a boxes jajaja. No te preocupes, Salva tiene mucho tiempo para llegar muy lejos.
    Besos

    ResponderEliminar